Blog

El Camino de Santiago y los sellos

El Camino con Correos

El Camino de Santiago y los sellos

Comparte

  • Facebook
  • Twitter

Los carteros y carteras de Correos ya recorrían el Camino de Santiago mucho antes de que fuera tan popular y transitado como es ahora.

Mucho ha cambiado en la Ruta Jacobea, pero la presencia de nuestros compañeros y compañeras de Correos (carteros, ruteros, personal de las oficinas...) sigue siendo algo tan cotidiano como las flechas amarillas. 

Tarde o temprano, el tema tenía que aparecer en los sellos. No nos referimos a los de sellar la Credencial, sino a los postales. ¿Cuánta gente habrá recibido cartas con alguno de los que recopilamos en este artículo? ¡Esperamos que mucha!

Hace pocos días se ponía en circulación el nuevo sello de Correos sobre el Camino de Santiago, que servirá para enviar vuestras cartas y postales a cualquier rincón de Europa. Es el recién llegado a una colección que empezó a hacerse hace ya bastante tiempo, en 1937.

Los sellos del Año Santo

En 1937, Correos emitió el primero de los sellos oficiales dedicados al Camino de Santiago. Se trata de un sello conmemorando un Año Santo. Como veis en la imagen, entonces se le llamaba Año Jubilar Compostelano; más tarde, este término se irá cambiando por otros más al uso, como Año Santo o simplemente Xacobeo.

Desde entonces, no ha habido un Año Santo sin su correspondiente sello, acompañado a veces de otro tipo de material como postales o monedas. Cuanto más popular se hacía el Camino de Santiago, más crecía el número de peregrinos que utilizaban estos sellos para enviar cartas llenas de experiencias de su viaje.

Estos son algunos de los sellos conmemorativos del Año Santo desde esa primera emisión. Al verlos así, todos juntos, descubrirás lo que han evolucionado estas obras de arte en miniatura. ¡Descubre todos los detalles!

año santo 1943

año santo 1965sello xacobeo 2004sello xacobeo 2010

Como dato curioso, os contamos que el sello del Año Santo de 1971, en el que se representaba la Cruz de los Peregrinos de Roncesvalles, acaba de ser 'rescatado' y actualizado en forma de postal prepagada, que podéis conseguir desde ya mismo en las oficinas de Correos de Pamplona, Estella, Puente La Reina, Viana, Logroño, Fuenmayor, Nájera y Santo Domingo de la Calzada. 

Sellos que cuentan historias

Además de conmemorar los Años Santos, los sellos de Correos también han servido para contar gráficamente pequeñas historias sobre el Camino de Santiago, la vida del Apóstol y otros momentos importantes de esta ruta que miles de peregrinos recorren cada año.

En los sellos que veis más abajo, por ejemplo, se representó a Santo Domingo de la Calzada y el Rey Alfonso VI. Se emitieron en 2009 con motivo del IX centenario de su fallecimiento en 1109. Curiosamente, no es lo único que tienen en común, y por eso los ponemos juntos: fue este rey, apodado 'El Bravo', quien nombró a Domingo García responsable de las obras de mejora del Camino de Santiago.

sello santo domingo de la calzadasello alfonso VI

 

 

 

 

 

 

Hay otras historias del Camino que han sido motivo de edición de sellos: los del Año Santo de 1993 representan la 'traslatio' del cuerpo de Santiago en la mítica barca de piedra y el momento en el que Teodomiro descubre el sepulcro olvidado ('inventio'). Si habéis leído nuestro artículo sobre personajes históricos clave en los principios del Camino, esto os sonará.

Otros mandatarios que jugaron cierto papel en el Camino han acabado también representados en sellos: Alfonso III, el rey Sancho Ramírez de Navarra o, ya en nuestros tiempos, el Papa Juan Pablo II.

Patrimonio y monumentos

Desde que existen los sellos, el patrimonio monumental y artístico es uno de los motivos más reproducidos. El Camino de Santiago transcurre por buena parte de la Península, por lo que muchos monumentos y obras artísticas de la ruta han acabado representadas en distintas series (Catedrales 2012, Ciudades Patrimonio de la Humanidad, etc).

sello catedral santiagoEstos sellos también merecían un lugar en nuestro repaso filatélico del Camino: al fin y al cabo, y aunque sea indirectamente, también han servido para dar a conocer muchas de las obras de arte que los peregrinos descubren a lo largo de la ruta.

Lo que no podemos es enumerarlos todos, porque son decenas. Además de las de León, Oviedo y la Catedral de Santiago de Compostela, las catedrales de Jaca, Burgos, Logroño o Lugo también tuvieron su sello. Hubo emisiones donde se representaron monasterios (como el de San Juan de la Peña o el de Samos), iglesias y otros lugares de culto (Colegiata de Santillana del Mar, iglesias de Santiago de Jaca, San Juan de Ruesta, Santa María de Sangüesa o San Bartolomé de Logroño).

Hay todo tipo de sellos. Así, encontramos también los dedicados a otros monumentos relevantes de la Ruta (el castillo templario de Ponferrada, la Casa del Cordón de Burgos, el Arco de Revellín de Logroño, el Hostal de San Marcos de León....)... y así, un larguísimo etcétera.

sello catedral leónsello catedral oviedo

¡Envíanos imágenes de tus sellos del Camino!

Los sellos son para muchos objeto de coleccionista. Pero no hay que olvidar que su principal función es la de pegarlos en una carta y poner en comunicación a personas que están a miles de kilómetros. Por eso, queremos proponeros una idea: ¿habéis recibido o enviado alguna carta desde el Camino de Santiago utilizando alguno de los sellos de los que hablamos hoy? ¡Seguro que sí! Os animamos a compartir ese momento especial con todos nosotros.



¡Buen Camino!


Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con *