Blog

¡Buen Camino, Ángel!

Compañeros del Camino

¡Buen Camino, Ángel!

Comparte

  • Facebook
  • Twitter

El Camino de Santiago en Correos tiene nombre propio: Ángel Pérez. Peregrinos y carteros llevaban cientos de años caminando juntos por las diferentes Rutas Jacobeas cuando Ángel decidió visibilizar esa relación de confianza y poner a disposición del peregrino toda la ayuda que Correos podía brindarle. Así nació hace seis años El Camino con Correos, un proyecto innovador dentro de la empresa postal que toma el espíritu jacobeo como motor de vida.

Tras años de incansable trabajo en Correos, Ángel inicia ahora una nueva etapa vital. Una etapa que, lejos de apartarlo del Camino de Santiago, le permitirá pisarlo más que nunca, seguir tejiendo relaciones y disfrutar de la fraternidad jacobea. A un día de ganar su particular jubileo, emprendemos con él un Camino con el que echar la vista atrás, hacer balance y mirar al futuro. Un futuro en el que siempre podremos saludarnos con un ¡Buen Camino!

De la Rúa do Franco a todo el Camino

Ángel Pérez recorriendo el Camino PortuguésEl Camino de Santiago ya existía en la vida de Ángel antes de que el destino lo llevase a ser director de la Zona 1 de Correos en Santiago de Compostela. Antes de ver como miles de peregrinos inundaban cada día las calles de la zona vieja compostelana, Ángel se había calzado las botas y había recorrido varios tramos del Camino Primitivo en Asturias y llegado a la plaza del Obradoiro desde Baamonde.

Pero esa experiencia de años atrás no le había permitido ver toda la dimensión del Camino de Santiago. “Más allá de la peregrinación no te haces una idea de lo que es el Camino. De su dimensión completa. Eso lo descubrí estando en Santiago, palpando la realidad, el día a día, en un entorno tan inmediato a mi lugar de trabajo como es la Rúa do Franco”, rememora.

El goteo incesante de peregrinos y el conocimiento de sus preocupaciones a través de los carteros llevó a Ángel a pensar en un proyecto específico de Correos para el Camino de Santiago. Así nació en 2014 El Camino con Correos con un objetivo muy claro: ayudar al peregrino antes, durante y después de su Camino. ¿Cómo? Con la puesta en marcha de una serie de servicios que hiciesen más fácil su peregrinación: transporte de mochilas, envío de bicis, envío de maletas…

Una filosofía: ayudar al peregrino

En ese trabajo no estuvo solo. Le acompañó un pequeño equipo dentro de Correos y la ayuda de importantes agentes jacobeos como la Federación Española de Asociaciones de Amigos del Camino de Santiago, algunas Asociaciones de Amigos del Camino, la Red de Albergues y un buen número de personas con las que mantiene buenas relaciones y grandes recuerdos.

“Quien me conoce sabe que soy una persona emprendedora y con capacidad de adaptación, que ganas de innovar y algunas ideas nunca me han faltado. Eso ayudó a formar un equipo, desarrollar una filosofía -aquí estamos para ayudar a los peregrinos- y establecer cómo llevarlo a cabo”, afirma Ángel.

El inicio de El Camino con Correos, como de casi todos los proyectos, no fue fácil. “En una gran empresa como Correos, promover este tipo de innovaciones no siempre es sencillo. Al principio nos encontramos con un enorme debate para consolidar el servicio de transporte de mochilas, por ejemplo. Yo siempre confié. La Zona 1 de Correos (Galicia, Asturias y Castilla y León) es muy rural, donde el servicio postal universal es muy importante. Resignarse a que esta zona viviese solo de las cartas no era inteligente”, resume Ángel.

Satisfecho de El Camino con Correos

El tiempo le dio la razón y hoy El Camino con Correos es algo que forma parte de todos nosotros. ¿Cómo lo ve su responsable? “Visto con perspectiva, podemos afirmar que conseguimos algo muy bonito. Algo que es extraordinariamente atractivo para los peregrinos, para las Asociaciones de Amigos del Camino y también para el pequeño comercio de las pequeñas localidades por las que pasa el Camino de Santiago”, asegura Ángel.

“Y es también eficiente para Correos. El Camino de Santiago genera empleo, proporciona ingresos y lo hace de forma que quienes se valen de ese servicio están agradecidos”, añade. 

¿Y a nivel personal? “Estoy contento y satisfecho porque creo que hemos montado algo de lo que vive la gente al tiempo que las personas que se benefician de ello quedan agradecidas. Si a eso añado que fuimos capaces de montar un equipo de gente sabia y concienzuda, tengo una satisfacción enorme. Lo que más puedo echar de menos es no poder continuarlo. Pero eso se cura, siguiendo las cosas de cerca y haciendo el Camino de Santiago de cuando en cuando”, resume.

El Camino de Santiago tras el Covid-19, en cuarentena

Ángel Pérez, impulsor de El Camino con Correos, recorriendo el Camino de SantiagoPorque si algo tiene claro Ángel es que su relación con el Camino de Santiago no acaba aquí. Es más, la próxima semana volverá a pisarlo. Quizás no como le gustaría ni como tenía planeado. La Covid-19 ha malogrado algunos planes pero este solo lo ha modificado. “Lo haré con cuidado y con alternativas a la forma tradicional hasta que la situación esté más tranquila”, asegura.

Le preguntamos cómo cree que será el Camino de Santiago tras la Covid-19. Y lo tiene claro. “Todo lo relacionado con el Covid-19 hay que ponerlo en cuarentena. Todo está pendiente de que haya una vacuna y que el riesgo se reduzca a la mínima expresión. Sin lugar a dudas, los próximos 2 años serán radicalmente diferentes, no ya a cómo iban a ser, sino a como han sido”, apunta Ángel.

A corto plazo, Ángel cree que en un primer momento habrá menor afluencia de peregrinos y que la adaptación de los alojamientos será lenta. Sin embargo, está convencido que en los albergues hay una vida muy rica y una gran capacidad de adaptación, de innovación y de colocarse en condiciones de ofrecer al peregrino lo más importante: seguridad.

A pesar de todos los escollos, Ángel tiene claro que el Camino es el Camino. Algo físico, que está ahí para que lo recorra quien quiera. “Y volverá a ser recorrido con intensidad. Porque el espíritu de las personas que quieren peregrinar continúa. Y el espíritu que sociológicamente se genera cuando nos juntamos a la hora de hacer el Camino de Santiago, continúa”.

 

“Seguiré pisando el Camino de Santiago”

Muchos lo hemos oído hablar de su intención de vivir la experiencia del Camino como hospitalero. O de colaborar estrechamente con proyectos jacobeos como el de la ONG ‘Hospitaleros sin Fronteras’. Incluso de seguir innovando en el Camino de Santiago. De momento lo descarta. Pero los que lo conocemos dudamos de que Ángel vaya a estarse quieto. El tiempo lo dirá.

Lo que sí tiene claro es que el Camino de Santiago seguirá presente en su vida. Colaborando con alguna Asociación o en algún proyecto. Y, sobre todo, volviendo al Camino: “Seguiré pisando el Camino”.

De hecho, Ángel asegura que tiene una cuenta pendiente: hacer el Camino completo. “Recorrí el Camino desde Baamonde la primera vez, después hice el Camino Portugués y el Primitivo desde A Fonsagrada, los tramos que mi trabajo me permitía. Pero haré el Camino completo. Los peregrinos saben muy bien a qué me refiero”, apunta.

¡Buen Camino, Ángel!

Esta peregrinación por el Camino de Ángel está a punto de llegar a su fin. Pero antes queremos que se detenga en dos etapas de su peregrinación: la más satisfactoria y la más dura.

“Me detendría, sin duda, en los inicios. Porque ahí conocí a personas clave: al deán de la Catedral, a las personas del Xacobeo, a gente de las Asociaciones de Amigos del Camino de Santiago y de la Red de Albergues. Fueron mi alimento y mis oídos. Y a muchos de ellos me los llevo para siempre”, asegura.

El deán, Segundo Pérez, junto a Ángel Pérez en el Obradoiro

Don Segundo Pérez, deán de la Catedral de Santiago, y Ángel Pérez, en la Plaza del Obradoiro

“Lo más duro de este Camino está quizás en algún momento en que se dudaba de lo que estábamos haciendo. Pero, al final, se han superado los escollos y creo que ya no hay nadie que no reconozca el trabajo que se ha hecho. Mantengo lo que venimos diciendo desde el principio. Carteros y peregrinos llevan cientos de años caminando juntos. Y continúan. Y ahí existe una inquebrantable relación de confianza. Eso estaba, hicimos que la gente que lo viviese y seguirá”, añade.

Ahora sí. Encaminamos nuestros últimos pasos hacia la plaza del Obradoiro. Aquí, frente a la Catedral de Santiago, nos despedimos. No sin antes mostrarle nuestro más profundo agradecimiento por el trabajo de todos estos años y por su compañía en nuestro particular Camino. A partir del lunes no estará guiándonos hacia Santiago. Pero en cada traslado de mochila, en cada bici enviada, en cada maleta recogida estará el espíritu de Ángel Pérez.

¡Buen Camino, Ángel!


Comentarios
José M. Crespo
Gracias por tu dedicación, a Correos y al Camino...han sido muchos años, ahora que inicias una nueva etapa en tu vida..es hora de mirar atrás brevemente, enorgullecerse, y seguir adelante en compañía de otros muchos que compartieron contigo momentos inolvidables que fueron mejores por que tú estabas presente en ellos. ¡ Nos vemos en el Camino !
08-06-2020

Benito Lazaro
Doy fe del excelente trabajo realizado a pie de calle. Algo me toco hacer y tal era la ilusión y empeño que ponía que te animaba a trabajar para que todo saliera bien. Un honor Angel por haber tenido la ocasión de compartir algunos momentos de trabajo en asentar este gran proyecto de el camino con correos. Un abrazo Angel y hasta pronto, disfruta de tu merecida jubilación.
05-06-2020

Rafael Pérez
Bueno primo este no el final del camino, solo es el princio de un nuevo camino que será tan feliz y tan bueno como el que dejas, pero no lo dejas atrás porque lo llevas en el corazón ♥ lo mismo que los que te queremos y nos veremos en el camino, un abrazo primo
05-06-2020

Jesus
Tengo vuelos para octubre desde Mexico. Podré hacer el camino parando en pensiones? Sería mi sexto camino. Y de hecho lo iba a hacer en mayo y lo tuve que cancelar.
04-06-2020

El camino con correos
Buenos días, Jesús. La evolución de esta pandemia es incierta. Si todo va bien sí esperamos que en octubre ya esté abierto el Camino y puedas cumplir tu sexta peregrinación sin problemas. Saludos y Buen Camino!
05-06-2020

Roman
Buanas compañero Angel, el año pasado hice el camino y m acompaño el pac caminn gran acompañan
04-06-2020

Javier
Recuerdos los inicios de esta aventura de El Camino con Correos. Un fuerte abrazo Ángel Pérez, algunos seguiremos unos cuantos años mas
04-06-2020

Eli Prades García
Desde Barcelona es un placer conocerte. Gracias por tu dedicación... Ultreia amigo peregrino, nos vemos en el Camino!!!
04-06-2020

Francisco l reyes-rosado
Don Ángel, mil Gracias por esa iniciativa!!!Hice el camino en verano del 2014, El camino francés completo y ha sido una experiencia única de vida. Luego hice, en 2016, Camino Vía La Plata, completo también. Solo, en ambas ocaciones y voy a regresar con o sin virus!!!, Porque creo firmemente que todos los componentes que hacen el camino superarán estos momentos.La gente y los pueblos del camino, los albergues, las instituciones de gobierno, los negocios de alimentos, las plazas de los pueblos, las iglesias, En fin todos ellos son la esencia del camino. Y lo más importante, La Madre Naturaleza que se desborda en toda su esplendor y plenitud a todo lo largo de Camino!!!, para ofrecerle al Peregrino lo mejor de ella, la SANIDAD de cuerpo, alma y espíritu , el camino nos hace mejores seres humanos sin importar nacionalidad. Volveremos, Buen Camino! Peregrino!!
04-06-2020

Rosa pozo
Buen camino hermano peregrino
04-06-2020

Luisma
A verdade é que foi un pracer coñecelo e ter colaborado con “El Camino con Correos”. Foi Ángel quen veu ás posibilidades que tiña o patrocinio do proxecto “El Camino acaba en Obradoiro” e deu todo tipo de facilidades. Pero a maiores, da gusto charlar con él, do Camiño e de outras cousas. Até a próxima!
04-06-2020

Luisma
A verdade é que foi un pracer coñecelo e ter colaborado con “El Camino con Correos”. Foi Ángel quen veu ás posibilidades que tiña o patrocinio do proxecto “El Camino acaba en Obradoiro” e deu todo tipo de facilidades. Pero a maiores, da gusto charlar con él, do Camiño e de outras cousas. Até a próxima!
04-06-2020

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con *