Camiño Francés

Etapa 13. Burgos - Hontanas (31 km)

Esta etapa transcurre en su mayoría en una estampa característica de la Meseta castellana: enormes prados de cereal rodean el Camino, en un trayecto sin sombras donde paliar las altas temperaturas que se registran en verano. Hidratarse, protegerse del sol y acortar el recorrido en caso de demasiado calor son consejos a tener en cuenta.

La salida de Burgos por la puerta de San Martín lleva a cruzar el río Arlanzón y continúa hasta el desvío indicado de Los Guindales. Bordeando Villalbilla, el trayecto se dirige a Tardajos, localidad situada a 11 kilómetros del comienzo de etapa.

Muy próximo está Rabé de las Calzadas y después de este la fuente de Praotorre, un lugar muy recomendable para hacer un descanso.  El trayecto continúa por el paisaje propio de la meseta castellana hasta Hornillos del Camino, desde donde restarían algo más de 10 kilómetros para llegar hasta Hontanas. Esta distancia hace que algunos opten por finalizar etapa en el propio Hornillos.
Descarga toda la información en PDF
Albergues y otros alojamientos
Teléfonos
de interés

Albergues

Otros alojamientos

Teléfonos de interés

Ayuntamiento de Hontanas
Calle del Pilon 13
09227 Hontanas, Burgos
+34 947 377 436

Cruz Roja
+34 947 212 311















El consejo del cartero

“En Tardajos recomiendo comprar pan,  en especial una torra a la que llamamos “torta de Tardajos” y algo de chacina: chorizos u otros embutidos que tenemos muy buenos para hacer un almuerzo en Praotorre, un lugar especialmente bonito y tranquilo donde encontraremos una chopera con una fuente para coger energías para continuar el páramo. Las vistas allí son espectaculares, incluso recuerdo a una peregrina coreana emocionada al contemplar los campos sembrados de cereal movidos por el viento, que le recordaban a las olas del mar. Pasado Hornillos del Camino subimos de nuevo al páramo y llegamos a una cruz de hierro, desde donde se ve el valle donde estaba el Monasterio de San Bol, donde hoy sólo quedan ruinas. Es una parada obligatoria para descansar. Tiene una fuente de agua muy fría en la que los peregrinos meten los pies cansados y dañados y se dice que cura las ampollas”. Daniel Peña, Correos de Villadiego.