Blog

Qué comer en el Camino Francés (2): de Astorga a Santiago de Compostela

Cultura y tradiciones del Camino

Qué comer en el Camino Francés (2): de Astorga a Santiago de Compostela

Comparte

  • Facebook
  • Twitter

La gastronomía en el Camino de Santiago es tan variada y rica como los lugares por los que pasan las distintas rutas a Compostela. Hace unas semanas, os recomendábamos qué comer en el Camino Francés desde Roncesvalles hasta Astorga; hoy, continuamos leyendo el menú para descubrir otras delicias que encontraremos más adelante.

Comenzamos en Ponferrada, pasamos la Maragatería y El Bierzo para adentrarnos en Galicia hasta llegar a la meta del Camino, Santiago de Compostela. Afinad los cinco sentidos, porque... ¡volvemos al Gastrocamino!

1. La Maragatería y su imprescindible cocido

La etapa 21 del Camino Francés, entre Astorga y Ponferrada, atraviesa la Maragatería, una zona cuyas gentes vivían tradicionalmente del comercio entre la costa y el interior, especialmente Madrid, la ciudad de los 'gatos'. De ahí una de las teorías sobre el peculiar nombre de esta comarca por la que los productos iban "del mar a la gatería".

cocido maragatoLa gastronomía de la zona tiene mucho que ver con la rutina de los arrieros que transportaban la mercancía durante larguísimos viajes. El cocido maragato es buen ejemplo: un plato sencillo, sin ingredientes lujosos, pero que servía para darle al cuerpo la energía necesaria para aguantar jornadas titánicas de viaje. ¿No os parece una comida ideal para los peregrinos?

Nuestro compañero Emilio Seco, de Correos de Astorga, nos recomienda parar en Castrillo de los Polvazares a comer un cocido maragato tradicional. Eso sí, debéis saber que este cocido no se puede comer de cualquier manera: para hacerlo como auténticos maragatos, empezad por el plato de carne, seguid con los garbanzos y dejad la sopa para el final.

2. El botillo del Bierzo

La etapa entre Foncebadón y Ponferrada es una de las más duras, especialmente para los peregrinos que empiezan su Camino en esta zona. Nada más comenzar, tendremos que subir hasta la Cruz do Ferro y superar también el puerto de El Acebo. Cuando lleguemos a Ponferrada, seguramente nos haga falta una buena comida para recuperar la energía perdida.

botillo bierzoEl Bierzo, con su particular clima y paisaje, tiene gran variedad de alimentos: miel, castañas y nueces, fruta, caza, carnes de cerdo y de ternera, truchas, orujos y aguardientes... pero la joya de la corona es el botillo que nos recomienda probar Carlos Llanos, nuestro compañero de Ponferrada. Este manjar, de elaboración similar al chorizo, se hace con piezas de carne de cerdo troceadas y embutidas que después se ahuman y se dejan curar.

3. Visita una bodega entre Ponferrada y Villafranca del Bierzo

Para ayudar a bajar el botillo y otros contundentes platos bercianos, nada como uno de los vinos de la zona, que desde 1989 pueden presumir de Denominación de Origen propia.

Lo más sencillo es que nos recomienden uno en el bar o restaurante donde comamos, o comprar una botella (o más) al final de la etapa, en Villafranca.

Pero si además os gusta saber de dónde sale lo que coméis y bebéis, tenéis que seguir el consejo de Javier González, de Correos de Villafranca: visitad algunas bodega de la zona para conocer de primera mano las distintas variedades de uva (mencía para los tintos, godello o doña blanca para los blancos, entre otras), los procesos de elaboración, la maquinaria... y cómo no, el resultado de todo ese trabajo en forma de catas.

4. Queso de O Cebreiro

En la aislada localidad de O Cebreiro hay dos cosas que todo peregrino debe conocer: la leyenda del Santo Grial y el queso que allí se elabora y que también tiene Denominación de Origen, como los vinos del Bierzo. Sobre lo primero, las teorías son muchas y diversas. Pero sobre lo segundo, la cosa no tiene tantas dudas: no podéis continuar el Camino sin probarlo. ¡Sobre todo porque os harán falta las fuerzas después de subir hasta aquí!

queso cebreiro

Nuestro compañero Juan Manuel Ferreiro, de Correos de Becerreá nos asegura que este texto, de textura y sabor únicos, es de los mejores quesos frescos de España. Por si fuera poco, su curiosa forma de gorro de cocinero no pasa desapercibida.

5. Dulce y salado entre Sarria y Portomarín

En esta etapa vamos a ir de dulce a salado y vuelta a empezar. La primera parada para los golosos debe hacerse en Paradela, donde nuestra compañera Laura López, trabajadora de Correos de Ponferrada, nos recomienda probar los dulces artesanos de sus panaderías y pastelerías.

Al final de etapa, ya en Portomarín, una buena idea sería probar las anguilas fritas, una de las especialidades locales más apreciadas que algunos hosteleros, como José Pérez López , llevan preparando desde hace generaciones. Uno de ellos, José Pérez López, nos habla de este plato y su elaboración en este vídeo.

piedras portomarin

Y de postre.... unas Piedras de Portomarín. Estos dulces típicos se elaboran de forma similar a las Rocas del Puy de Estella, de las que ya os hablamos en la primera entrega de este GastroCamino. La diferencia es que en las de Portomarín, en lugar de avellanas, se utilizan almendras enteras.

6. La Plaza de Abastos de Compostela: el paraíso del producto gallego

Por fin has llegado a la meta del Camino... ¡esto merece una celebración! Enhorabuena, porque estás en uno de los mejores lugares de Galicia para darte un homenaje.

Si te sorprende que te digamos que la Plaza de Abastos es el lugar más visitado después de la Catedral... es porque no has estado allí. Si sus "praceiras", su producto, su ambiente y su vida conquistaron el corazón de Alberto Chicote (cosa nada fácil), seguro que podrán conquistar el tuyo.

abastos compostela chicoteY es que con una sola visita a esta catedral de los sabores, tendrás delante de tus ojos (y esperamos que poco después den tu plato) lo mejor del producto de Galicia: marisco, pescado, quesos, carnes, verduras, dulces, huevos, pan... y en los últimos años, otro tipo de mercancía que viene a complementar a los negocios tradicionales: producto ecológico, negocios de artesanía de todo tipo y establecimientos hosteleros que trabajan, por supuesto, con lo que compran diariamente en la Plaza.

Si has paseado un poco por la ciudad, te habrás dado cuenta de que está llena de bares. Una de las calles más animadas es la Rúa da Raíña, en plena zona vieja y con una clientela muy compostelana. La mezcla de bares "de toda la vida" con otros locales con propuestas más innovadoras te permitirá probar tapas y raciones de todo tipo recorriendo apenas 100 metros de calle. Déjate llevar por el tapeo y el ambiente.... ¡has llegado a la meta y te queda toda la noche para celebrarlo!

Cómo enviar tus compras desde el Camino de Santiago

Si has decidido comprar todas las cosas ricas que se pueden comer en el Camino Francés, a estas alturas tu mochila debería pesar más que tú.... aunque ya hayas comido muchas de esas cosas para no tener que cargar con ellas ;-)

En Correos no queremos que el peso sea un impedimento para nadie que quiera disfrutar del Camino. Por eso, tenemos varias opciones para que tú puedas hacer tus compras sin tener que cargar con ellas.

  • Si compras en alguna de nuestras Tiendas Amigas, podrás enviar todo lo que adquieras directamente desde su mostrador en un embalaje oficial de Correos.
  • También puedes hacer el envío desde la oficina de Correos de la localidad donde estés. ¡Ten en cuenta los horarios!
  • Si has ido cargando con tus compras en la mochila y no quieres cargar con tanto peso, quizás podamos ayudarte con el Paq Mochila, llevándote el equipaje que te sobre hasta tu siguiente etapa.

Sea cual sea tu caso, recuerda que El Camino Con Correos tiene muchas opciones para hacer de tu experiencia un Buen Camino... ¡con todos los sentidos!


Comentarios
maria carmen
muy interesante y mi camino desde LEON a SANTIAGO mi mejor esperiencia
08-07-2016

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con *