Vía da Prata

Fuenterroble de Salvatierra - San Pedro de Rozados

28 km Dificultad
Por delante quedan casi 30 kilómetros de etapa en la que no hay poblaciones intermedias, ni oferta de servicios o fuentes, por lo que es necesario dotarse de provisiones y agua para realizarla. La recompensa es la fantástica naturaleza y las vistas que ofrece el recorrido.

Se deja Fuenterroble de Salvatierra por la carretera DSA-230, que se abandona por un camino de tierra que se convierte en una cañada ancha, que es una verdadera calzada romana con miliarios. La vía circula por una gran dehesa, aproximándose a la Sierra de Frades y acometiendo un largo ascenso al Pico de la Dueña.

En este trayecto hay una bifurcación que invita a llegar a Salamanca por un camino más corto*, mientras que el oficial continúa subiendo al Pico de la Dueña, regalando hermosas vistas de las dehesas salmantinas. El pico es el punto más elevado de la Vía de Plata, con 1.147 metros de altitud y en él hay una cruz de Santiago.

Por la misma senda se realiza el descenso a San Pedro de Rozados, con todavía la mitad de la etapa por delante, 14 kilómetros, algunos desprovistos de sombra, que se pueden realizar por carretera local o por caminos de tierra que circulan justo a su lado. San Pedro de Rozados cuenta con una iglesia del siglo XVII dedicada al santo que le da nombre a este pequeño pueblo.

*El itinerario alternativo no pasa ni por el Pico de la Dueña ni por San Pedro de Rozados, acortando en 3 kilómetros el camino oficial. Se dirige por Monterrubio de la Sierra hasta Pedrosillo de los Aires, donde hay albergue. Regresa a la Vía de la Plata en Morille.
Descarga
CONTRATA PAQ MOCHILA
Albergues
Hostales
Pensiones
Hoteles

El consejo del cartero

“San Pedro de Rozados es un pueblo pequeño y por su cercanía a Salamanca muchos peregrinos optan por terminar la etapa en la capital salmantina”. Generoso Fraile, Correos de San Pedro de Rozados.