Camiño do Norte

Etapa 11. Laredo - Güemes (29 km)

El primer tramo de etapa se realiza durante casi 4 kilómetros por el paseo marítimo de Laredo, hacia las Marismas de Santoña y Noja. Desde la franja de arena de El Puntal se toma una embarcación a Santoña*, una villa marinera, famosa por sus anchoas. Esta localidad,  que está erigida en una bahía, cuenta entre su patrimonio con la iglesia románica de Santa María del Puerto.

Es momento de encaminarse a la playa de Berria, recorriendo en paralelo el muro de la prisión de El Dueso. Los que vayan caminando deberán seguir por un sendero que va desde el arenal al monte de El Brusco, mientras los peregrinos en bicicleta seguirán por carretera. Se cruza la Marisma Victoria y se llega a Noja.

Al final del arenal, la ruta continúa por el centro de la localidad turística y siguiendo las indicaciones jacobeas se llega a la ermita de San Pantaleón y el Barrio del Castillo. Aunque el Camino no atraviesa directamente San Miguel de Meruelo, se puede realizar una parada allí en caso de necesitar algún servicio.

El puente medieval de Solorga cruza el río Campiezo y se llega a Bareyo, donde es recomendable desviarse un poco para ver la iglesia románica de Santa María. Continuando el trayecto aparece la localidad de Güemes.

*En caso de realizar el Camino del Norte fuera de temporada y no haber servicio, debe realizarse un rodeo por Colindres y Gama.
Descarga toda la información en PDF
Albergues y otros alojamientos
Teléfonos
de interés

Albergues

Otros alojamientos

Teléfonos de interés


Oficina de Correos
Alcarite 5, cerca de Güemes
39180 Noja, Cantabria
+34 942 630 479

Ayuntamiento de Bareyo
Av. Benedicto Ruiz
39170 Ajo, Cantabria
+34 942 621 041

Centro de Salud de Bareyo
Barrio Ajo, s/n
39170 Ajo, Cantabria
+34 942 670 078

El consejo del cartero

" En el pueblo de Güemes, el párroco. D. Ernesto Bustio, está a cargo del albergue para peregrinos de todo el mundo. Este albergue se mantiene con voluntarios, que reciben al peregrino con el mejor trato, y esta buena atención ha logrado que numerosos peregrinos vuelvan a Güemes como hospederos, y mantengan la fraternidad del lugar. Visitar el albergue, estemos alojados o no, se presenta como una buena opción en este pequeño pueblo". Trinidad García, Correos de Güemes.